moved here
buy lisinopril | buy metformin | buy prednisone | buy citalopram | buy furosemide | buy lexapro

Convirtiendo aguas residuales en agua potable: Estanques ecológicos en el Colegio Jesuita Ocer Campion, Uganda

Diciembre 16, 2011

Estudiantes de Ocer Campion crían 2000 alevines de tilapia , en un estanque del colegio. Foto de: colegio Ocer Campion de los jesuitas

Jim Strzok, SJ

Muchas de las motivaciones en el colegio jesuita de Ocer Campion (Gulu, Uganda) que nos llevan a tomar actitudes amigables con el medio ambiente viene de vivir bajo la sombra, a veces bajo la  atenta mirada, del Programa de Naciones Unidas sobre el Medio Ambiente (UNEP). Como la oficina central del UNEP se encuentra en Nairobi, Kenia, donde vive una comunidad de jesuitas, podemos acceder constantemente allí para actualizar nuestros materiales acerca de cuestiones medioambientales.

Hace cuatro años el UNEP propuso una regulación para proteger la cabecera del río Nilo. Gulu se encuentra situada en la cuenca del río Nilo, ya que el rio Unyma pasa por el extremo oriental de nuestra propiedad de 40 hectáreas. Somos muy afortunados por tener 18 manantiales permanentes en nuestra propiedad. Este agua de manantial, así como las aguas de la superficie, llegan por escorrentías al río Unyama y de ahí finalmente al río Nilo que se encuentra a unos 100 kilómetros de distancia. Lo que tuvimos en mente cuando construimos el estanque ecológico fue asegurarnos de que la cabecera local del Nilo no estuviese contaminada por nuestras aguas residuales.

Además, dado que el colegio Ocer Campion de Gulu crecerá en número de estudiantes en los próximos años, las aguas residuales aumentarán también. El método local de tratamiento de estas aguas fecales es a través de los vertidos en letrinas y pozos negros. Sin embargo, a medida que la población aumenta, tales métodos acabarán por contaminar los acuíferos poco profundos. No podíamos perder de vista este problema a la hora de modelar nuestro programa de conservación y teníamos que conseguir otra manera de tratar las aguas negras.

Un día de colegio en Ocer Campion. Foto de: colegio Ocer Campion de los jesuitas

Con nuestros estanques ecológicos, recogemos todas las aguas fecales a través de un largo sistema de alcantarillado que las vierte en una fosa séptica y de ahí se pasan a tres estanques. Actualmente, tenemos fosas sépticas, pero nuestro plan a largo plazo quiere concentrar todas las aguas residuales de cada una de las casas, dormitorio, cocinas comedor, etc. en un solo sistema. Estas aguas sucias pasan primero a través de una poza séptica situada en cada edificio. Y de ahí bajan a una serie de estanques contenedores donde las bacterias, las algas y las plantas hacen su trabajo de purificar las aguas residuales y convertirlas en no tóxicas.

El primero de los estanques es una estructura que se encuentra al aire libre y tiene unos 10 metros de largo por dos de ancho, y su fondo es profundo. El agua sucia entra en el estanque por uno de los extremos. Las bacterias aerobias y las algas digieren los nutrientes y acaba con las aguas negras, las cuales siguen siendo tóxicas para la mayoría de las plantas y los insectos. Una vez hecho este proceso, las aguas pasan a un segundo estanque que recibe el agua depurada a través de un rebosadero, y se le añade oxígeno. En este estanque, hay plantas como juncos y lirios. El agua tratada fluye posteriormente a través de un rebosadero a un tercer estanque. Recibida esta agua clara, la nueva fase de este proceso ofrece un lugar adecuado a plantas de agua dulce e incluso pescados. Insectos como las libélulas y las babosas pueden vivir, mostrando que el agua ya no es tóxica. Finalmente, el agua puede ser usada para regar jardines o pueden fluir hacia el rio local sin causar riesgos al medio ambiente.

Nuestros estanques ecológicos combinan el compromiso social con la conciencia medioambiental  y nos ayuda a respetar la integridad del ciclo vital del agua. Este es un modelo que se merece ser imitado no sólo en África.

Jim Strzok, SJ. Foto de: colegio Ocer Campion de los jesuitas

Jim Strzok, SJ es Director de Ejercicios y supervisa las construcciones del colegio Ocer Campion de la Compañía de Jesús. Trabaja en África desde 1986 y preside el Comité de Construcciones  de las Provincias de África Oriental. Actualmente supervisa la construcción de varios edificios de jesuitas en Nairobi.

Fue profesor de Química, física y ciencias de la tierra antes de venir a Uganda y es el delegado Provincial para Kenia. Podemos ponernos en contacto con él a través de su e-mail strzokj(at) sjeafr.org y para tener más información se puede visitar la página web de Ocer Campio Jesuit College.

Print Friendly

Este artículo también está disponible en:: Inglés

Etiquetas: , , , ,

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *